Más sobre Cecilia

Elena Picón nos recordó ayer la pérdida de nuestra vecina de Nerja, Cecilia.

Hoy, Elena Serrano sigue con la reflexión:

Me he quedado desolada con la noticia del asesinato de Cecilia cuando colocaba las mesas en la cafetería La Biznaga la mañana del un domingo perezoso y nublado de otoño, perezoso no para ella, me imagino su vida de mujer trabajadora en tierra extraña, parece que su asesino pretendía que si volvía a Argentina lo hiciera en una caja de pino y lo ha conseguido.

Llevaba varios meses intentando zafarse de su expareja , había pedido ayuda en diversas instancias, pero parece que el conocimiento de su terror no le sirvió para evitar lo que temía, lo peor, no poder marchar a Argentina ni a ninguna parte, no poder ser libre no poder seguir viviendo. La posesión y el control que esa persona quiso tener y tuvo sobre su vida lo impidieron y nosotros todos y nosotras todas hemos sido testigos o al menos podemos imaginarnos su angustia, su miedo e impotencia todos estos meses, todos estos meses….

Son más de cincuenta las mujeres asesinadas en España en lo que va de año, cada vez más inmigrantes, cada vez más débiles, cada vez más explotadas y con más miedo a denunciar, me refiero al caso de Valencia de hace un par de días, esa vez era boliviana y cada vez es más fuerte la sensación de que esto es interminable, que está grabado en las cabezas de muchos hombres, los que lo hacen, y está asumido en las conciencias de la mayoría porque creo que no se reacciona como se debería, es decir en público y en colectivo.

Hoy en la concentración de la plaza de la Constitución había poco público, sobre todo personas que representan instituciones, Diputación, Ayuntamiento, Instituto de la Mujer, Partidos políticos… lo cual está muy bien pero he echado de menos gente, masa, sensación de colectivo que expresa el asco que produce toda esta lacra social del machismo o ¿es que somos más tolerantes y resignados de lo que deberíamos? ¿nos estamos acostumbrando? ¿no sabemos manifestar nuestra repulsa en público?

Espero que no, pero ahora solo sé que Cecilia no volverá a poner un café en una terraza del Balcón de Europa y que yo mañana tendré que comentarlo con mis alumnado adolescente en el instituto que aprenden erróneas ideas de lo que es el amor y las relaciones entre hombres y mujeres.

Elena Serrano. 29.09.08

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s