Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia 2020

 El pasado 11 de febrero se celebró el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia 2020, que tiene como principal objetivo  visibilizar el trabajo de las científicas y mostrar referentes femeninos en ciencia.

En nuestro centro nos hemos sumado a esta celebración con dos actividades:

  • Charla con Científicas de la Universidad de Málaga

María del Mar Cerrillo y María Villén, ingenieras químicas e investigadoras de la UMA, nos visitaron para hablar  a nuestro alumnado de su experiencia en investigación científica y de los proyectos que actualmente están desarrollando en la Universidad.

La primera parte de la charla fue una introducción al tema con datos interesantes para dar una idea de la situación histórica de las mujeres en el ámbito científico.

Entre las cosas que nos contaron está el hecho de que las mujeres no pudieron estudiar legalmente en la universidad en España hasta 1910, sin contar con el excepcional caso de Concepción Arenal, la primera mujer universitaria en España, que tuvo que disfrazarse de hombre para poder estudiar.

Hablaron  además de casos de mujeres destacadas en el pasado, como María Elena Maseras, la primera mujer matriculada en la Facultad de Medicina de la Universidad de Barcelona el curso 1872-73, y del presente, como Adela Mauri, decana de la facultad de Química de la UV.

También vimos algunos casos curiosos de la participación de mujeres en estudios científicos precisamente porque su condición de mujeres permitía que se les pagara menos por el mismo trabajo, como fue el caso de las computadoras de Harvard.  Este grupo de mujeres dirigidas por Charles Pickering se dedicó, a principios del s.XX, a la clasificación de datos astronómicos. Entre ellas destacó Annie Cannon, cuyo trabajo de catalogación fue fundamental para la actual clasificación estelar.

El bloque fundamental de la charla de estas científicas trató sobre aspectos puramente científicos.  Destacaron el papel de la ciencia para servir a la sociedad y cómo de importante es dedicarse al mundo de la ciencia. Una gran inspiración para nuestro alumnado.

En primer lugar respondieron a la pregunta ¿qué hace un ingeniero/a químico/a?
Se dedican por ejemplo a desarrollar nuevos materiales, a la ingeniería medioambiental a buscar soluciones a problemas medioambientales y demandas de la sociedad. Por ejemplo, trabajan en la UMA en colaboración con EMASA.
En su caso concreto, María Villén realizó su tesis doctoral sobre recuperación de suelos en Linares, Jaén. El suelo estaba contaminado por plomo y necesitaban recuperarlo. Aplicando métodos científicos innovadores, pero basados en ciencia básica, y se plantearon hacer “electrodescontaminación”.
Nos mostraron el proceso de investigación en el laboratorio, cómo tienen que modelizar un proceso, es decir, describirlo con ecuaciones matemáticas y cómo es el posterior proceso de compartir e intercambiar ideas científicas.
 
Lo que más les gusta de su trabajo es la posibilidad de realizar estancias de investigación internacionales y participar en proyectos europeos. Además, se les nota que les entusiasma lo interesante que resultan sus proyectos.
 
Actualmente trabajan en un proyecto de recuperación de materias primas con alto valor.
Recuperar materias primas “críticas”, en concreto, recuperar todos los componentes de las baterías.
 
Nos explicaron el proyecto y descubrimos muchos datos interesantes:
  • Diferencia entre mina tradicional y una mina urbana
  • Elementos químicos de los que está hecho un móvil
  • La capacidad de reciclado de los minerales, que es infinita
  • El tipo de batería que están estudiando recuperar: la batería de ion-litio, porque el cobalto y litio son considerados “críticos” por la UE. Este tipo de baterías están aumentando, pues se usan por ejemplo en coches eléctricos.
  • Componentes de una batería
  • Proceso de reciclado
  • La importancia de la recogida de baterías (es necesaria la concienciación ciudadana para llevar estos residuos al punto limpio).
Para saber más de este tema, podéis ver las diapositivas de su presentación en el álbum de fotos.
 
En fin, una charla muy ilustrativa e inspiradora para nuestro alumnado de ciencias.
Gracias a Maria del Mar Cerrillo y María Villén por traer vuestra experiencia a nuestro centro.

Taller Sapiensex, curso 2019-2020

Otro año más hemos tenido el placer de recibir a la psicóloga y sexologa Rocío Carmona para desarrollar un taller Sapiensex, un divertidísimo juego, tipo Trivial, que ha diseñado para hacer pensar y debatir sobre sexualidad.

En este taller, al alumnado tiene la oportunidad de reflexionar sobre conceptos como “sexo”, “género” u “orientación sexual”, además de profundizar en en cómo viven su propia sexualidad o las relaciones sexuales. En palabras de Rocío, este taller es para “tomar conciencia de sus necesidades y de sus deseos, para comprender sus inquietudes, y para que se fortalezcan para cambiar éste mundo en el que vivimos.”

A continuación voy a dar algunos detalles de cómo se desarrolló el taller que hicimos con un grupo de 4º la ESO el pasado mes de noviembre y las cosas que aprendimos y que nos llamaron la atención.

En primer lugar, Rocío dividió la clase en equipo y se ocupó de aclarar la diferencia entre equipo y grupo: en el equipo todos a una, en un grupo se puede trabajar también de forma individual. Esto es un aprendizaje importante para trabajar las emociones: trabajar en equipo implica escuchar a todo el mundo, la responsabilidad de compartir. “Callarse por no meter la pata, afecta a la autoestima”.

Durante el juego se desarrollan habilidades imprescindibles para una buena comunicación y autoestima. Rocío se ocupa de concienciar al alumnado de la importancia de observarnos, mirarnos, porque siempre estamos transmitiendo algo y eso es importante para la comunicación. Les pide hablar con asertividad en sus equipos, por ejemplo, diciendo el color que quieren para el juego de manera clara y asertiva: “quiero morado”, hablando con su equipo y mirando a sus integrantes, diciendo lo que se quiere

Después de la preparación para el juego, comienzan las preguntas. Estos son algunos ejemplos que salieron en nuestra sesión de Sapiensex:

1. ¿La sexualidad es un tabú? Aquí el debate fue muy participativo y la conclusión fue que depende de muchas variantes.

2. ¿Es lo mismo estar mala que tener la regla? Sobre esta pregunta surgió un debate sobre cómo se ve la regla y cómo se vive como algo no natural (vergüenza al pedir compresas, frente a un kleenex, por ejemplo)
Esta pregunta lleva a analizar el proceso corporal consecuencia de la menstruación para no verlo como algo negativo y a dar consejos sobre cómo abordarla, por ejemplo, con consejos sobre maneras de relajar el útero con la danza del vientre.

3. ¿Para qué sirve la sexualidad?
Respuesta del equipo: “reproducirse, placer, relacionarse, autoestima”
Si consideramos que implica placer, hay que poner los medios a nuestro alcance para que sea placentero, para eso es necesario la comunicación y el conocimiento de nuestro cuerpo.
Descubrir nuestro cuerpo es bueno para nuestra autoestima, para saber nuestros límites y poder disfrutar de nuestra sexualidad.
Rocío pregunta “¿Cuántos habéis mirado la boca?”. Muchas respuestas varias. “¿Cuántas chicas os habéis mirado la vulva?”. Silencio. De aquí surge una invitación a las chicas de usar un espejo y conocer mejor sus cuerpos.
Sobre sexualidad, también se puso de relieve que en el sexo siempre hay emociones. Hay que aprender a reconocerlas y a identificar también el lenguaje no verbal.
Un gran consejo sobre claves para el sexo, condiciones para que sea satisfactorio: que haya respeto y confianza.

4. La cuarta pregunta proponía decir tres propuestas para que el coito no sea doloroso la primera vez. “Lubricante, comunicación y confianza” fue la conclusión del equipo participante.
Rocío explicó entonces cómo se lubrica el cuerpo de las mujeres y la importancia de el juego en el sexo. Sobre los “preliminares” recordó que esta no debería ser la palabra que usemos, pues se da el mensaje que la penetración es el fin, el objetivo. “Triunfo si he disfrutado”, debería ser la idea.
Importante también estar en una situación segura para sentirse relajado/a

5. ¿Cuál es la diferencia entre sexo y género?
Esta pregunta causó mucha confusión, a pesar de que en mi centro llevamos trabajando conceptos feministas desde hace muchos años. La mayoría no sabía la respuesta pero acabó saliendo: Sexo es con lo que tú naces y género es con lo que te identificas.”
Para explicar género, Rocío acude a los regalos diferentes para niños y niñas pequeñas.
La socialización implica división de tareas, el desarrollo de diferentes habilidades: un regalo de una pelota implica juego de fútbol que genera alianza, solidaridad y trabajo en equipo y el desarrollo físico, mientras una muñeca desarrolla las habilidades del cuidado. La división de roles no es beneficiosa para la sociedad, que necesita, tanto valores considerados tradicionalmente masculinos, como el desarrollo de los cuidados, considerados tradicionalmente femeninos, que deben ser puestos en valor y estar a cargo de ambos sexos.
Sobre las diferencias de género se comentaron algunos datos para despertar la reflexión:
Entre los 17 y los 44, los chicos tienen seis veces más probabilidades de morir por causas no naturales. Sobre esto Rocío lanzó una provocadora pregunta: “Qué tenéis que decirle a vuestro colega para corregir que haga lo que queráis?”, “no hay huevos”. Este pone de relieve una gran falta de educación en los cuidados (el autocuidado, en este caso, en el caso de los chicos).
En cuanto a las chicas, se comentó el motivo de las críticas a las iguales y el hecho de que haya más probabilidades de morir por causas no naturales, por asesinatos por parte de varones machistas.
En nuestra sociedad se valora más lo masculino que lo femenino, vivimos en una sociedad misógina: “Mujer tenías que ser” sigue siendo una frase común hoy en día. Frente a la misoginia, sororidad, crear alianzas entre mujeres como consejo.
A pesar de que mi alumnado no tenía muy claro la definición sexo-género si se mostró muy activo en el debate y mostró muchos indicios de conciencia en este sentido, al comentar claros ejemplos de estereotipos de género.
Ejemplos: diferencias entre “selección española (masculina) vs selección femenina”, o la los problemas que surgen en la familia cuando a un chico se le regala una muñeca.

6. A jugar: reto


Uno de los retos, un momento en el que compiten todos los equipos, consiste en identificar las partes de los aparatos genitales.
Esta es una pregunta que da oportunidad de tratar ciertos problemas que le pueden ocurrir a los genitales, por ejemplo, a los masculinos, como problemas con el prepucio, para darle visibilidad.

7. ¿Cuál es la mejor edad para mantener relaciones sexuales coitales?
El equipo que le toca: “No hay edad, cuando estés preparado”. Un respuesta muy madura, frente a la de otro grupo: “lo que te recomiendan es 17”. ¿De dónde saldrá esta respuesta?
Respecto a esta pregunta, Rocío les hace saber unas recomendaciones muy importante para saber cuándo es el buen momento. Es cierto que no hay una edad, pero sí es necesario que haya cuatro “luces verdes” encendidas:
– Yo (me siento preparado/a)
– Tú (hay deseo, igualdad, confianza, respeto, feeling…)
– Contexto (el adecuado)
– ¿Y mañana? (Aunque se cumplan las condiciones anteriores, si por ejemplo no tengo método anticonceptivo, me puedo arrepentir “mañana”.

7. ¿Estás de acuerdo?: “Para saber más y mejor de sexualidad es bueno informarse en Internet”.
Respuestas que se propusieron: “Depende, lo mejor es fiarse en un experto”. “Aprendes con la práctica”.
En este punto se hicieron recomendaciones sobre el uso de Internet y en particular sobre el consumo de porno. El porno es ficción; “Aprender sexo con el porno es como aprender a conducir con la película Fast and Furious”, comentó Rocío citando a una participante anterior de su juego.
En nuestra imaginación el sexo termina como en el porno, cuando el hombre eyacula. Ese es el objetivo si aprendemos sexualidad a través del porno, pero no es la realidad. Por otra parte, dan lugar a frases como “lo que se empieza, se acaba” o “chica cómo me dejas así”, que ya están imbuidas en el imaginario colectivo. Ambas frases crean sentimiento de culpa y provoca que las chicas no se sientan en ocasiones con completa libertad para parar una relación sexual en la mitad.
Para terminar se recomendaron páginas fiables de información sexual:
Forma joven, Sapiensex, o en el Centro de oregan sexual juvenil, COS y libros como El diario rojo de Carlota/Flanagan

Mensaje final del taller:
– Cuando no hay deseo, no hay una relación de igualdad, sino de poder y eso es abuso.
¿Cómo lo sé? Ante todo, tenemos que conocer nuestro cuerpo y nuestras emociones. Y en el caso de los chicos, la mejor manera de asegurarse de que no se está dando una relación de poder es preguntar para estar seguros de que hay acuerdo en la relación.

Muchas gracias Rocío por venir y por tu gran trabajo y buen hacer con nuestro alumnado adolescente.

(Álbum de fotos de la actividad.)

Orientación y diversidad sexual: formación en el IES Pablo Picasso

El pasado día 23 de abril tuvimos una interesantísima formación en nuestro centro sobre diversidad e identidad sexual.

Invitamos a Gonzalo Serrano, presidente de la Federación Andaluza Arco Iris, para guiarnos en este tema y más en concreto para solucionar dudas y posibles situaciones que podemos encontrarnos relativas a la orientación sexual de nuestro alumnado o al alumnado que está realizando transición de género.

La formación comenzó con un interesante cuestionario: “Cuestionario sobre heteresexualidad”, que tenía preguntas tales como: “¿Cuándo descubriste tu heterosexulidad?” o “¿Conoces casos similares?”. Puedes ver el cuestionario completo en inglés aquí.

Es un cuestionario que él suele usar con alumnado para darle otro enfoque a la hora de hablar diversidad sexual. Es un planteamiento desde la orientación sexual dominante, que no se discute, que se da por supuesta.

Después, hablamos sobre orientación sexual y aclaramos conceptos básicos, con un interesante debate sobre cuándo comienza la atracción sexual, hay para quienes con la adolescencia y hay quienes antes, depende de cada persona.

Gonzalo reivindica que el profesorado sea abierto en los centros educativos a la hora de hablar de nuestra orientación sexual. Hay muchas cosas que se presuponen a través de lo que se traslada de la vida cotidiana. Declarar tu orientación sexual ayuda al activismo, a abrir caminos y facilitar la vida a los demás. Expresarse con naturalidad también trae felicidad.

Es una realidad que sigue habiendo homofobia en los centros educativos, de hecho, los insultos fundamentales más escuchados son machistas u homófobos (o ambos, como “maricón”, que tiene intrínseco el significado de “como una mujer, como María”.)

Algunos consejos para luchar contra la homofobia en los centros educativos incluyen reflexionar sobre el uso del lenguaje ofensivo. Utilizarlo en el aula, cuando aparece, como oportunidad para reflexionar sobre el tema.

Es interesante preguntar a nuestro alumnado ¿por qué se usa? ¿de dónde viene? O ir más allá: ¿por qué en algunos casos se reivindica? Recordemos que la palabra “maricón” se usa con frecuencia entre homosexuales. La explicación que nos ofreció Gonzalo es que puede ser tomada como mecanismo de defensa, se le quita la carga ofensiva para normalizarla. Algo que también ocurre con la palabra “puta” entre mujeres.

Además, la homofobia está causada por el miedo a lo desconocido. El miedo está en el conflicto de la persona, no en el tema de la homosexualidad. Por eso es tan importante trabajar con nuestro alumnado a nivel emocional, con PNL, por ejemplo.

Por otro lado, debatimos sobre identidad sexual, que se adquiere a edad temprana, cuatro o cinco años. A partir de ahí se reproducen los roles de género, los rasgos diferenciadores.

De hecho, los chicos trans se detectan en el instituto, no tan temprano, como las chicas trans, pues a las chicas trans no se les acepta tan fácilmente. Todavía en nuestra sociedad tienen más valor los roles de género masculino, por lo que se permite que una chica adopte roles masculinos, pero no al contrario.

Para asesoramiento sobre transexualidad nos recomendaron acudir a la asociación Chrysallis, asociación de familias de menores transexuales y referir a nuestro alumnado a una asociación muy potente de jóvenes trans, Transhuella.

Lo más importante para normalizar la transexualidad es concienciar de que puedes ser chico con vagina o chica con pene y pechos.

Y en ese camino estamos, por la inclusión y la diversidad en nuestros centros educativos. Es una alegría ver que cada vez hay menos casos de disforia de género y cada vez más aceptación y más movilización por parte del alumnado por la diversidad. Por ejemplo, el grupo Evohé, del IES Ciudad de Coín, un grupo de alumnas y alumnos coordinados por la profesora María Macías, se encarga de promover el respeto a la diversidad afectivo-sexual en su centro y luchar por la inclusión, la igualdad y el respeto. Gran iniciativa para copiar. Montemos más grupos como Evohé en todos nuestros centros educativos.

 

IV Encuentro Andaluz de la Red Transforma. La coeducación: Transformación personal y social

Los pasado días 26 y 27 de abril tuvo lugar en el CDP Santa Mª de Los Ángeles el IV Encuentro Andaluz de la Red Transforma La coeducación: Transformación personal y social.

Encuentro Red Transforma Andalucía

Este encuentro, auspiciado por la ONG InteRed, reunió a profesorado y alumnado de los centros CDP Santa Mª de Los Ángeles, de nuestro centro, el IES Pablo Picasso de Málaga y el IES Ulia Fidentia de Córdoba.

Fueron dos encuentros simultáneos muy provechosos, uno de profesorado y otro de alumnado,  con diálogo conjunto.

El encuentro con el profesorado estuvo centrado en el debate sobre cuatro ejes fundamentales de la coeducación, a saber:
1. Promover y disfrutar la diversidad, como riqueza, para crear contextos seguros para la diversidad de todo tipo.
2. Prevenir la violencia machista, para lo que es necesario deslegitimar el machismo, analizar la masculinidad y trabajar empoderamiento feminista, entre otros.
3. Poner la vida en el centro, para permitir la sostenibilidad de la vida, el bienestar común, en vez de la lógica individualista y la acumulación de capital y poner los cuidados y la naturaleza en el centro.
4. Trabajar la educación afectivo sexual

Estuvimos debatiendo sobre cada eje y estas son algunas de las conclusiones de los temas sobre los que trabajar con especial énfasis (sin perjuicio de otros, que no salieron por falta de tiempo).

  • Trabajar la autoestima especialmente en las chicas y la idea de masculinidad dominante en los chicos.
  •  Seguir trabajando transversalmente la coeducación en todas las asignaturas.
  • Mejor gestión de los espacios comunes, incluyendo patios inclusivos, con juegos variables cada quince días.
  • Profundizar en un protocolo de acogida para nuevo alumnado con especial atención al punto de vista de género.
  • Fomentar en el aula el trabajo por equipos y compartir responsabilidades, desde la educación infantil.
  • Trabajar las emociones, autoconcepto y autoestima, la asertividad, la solución pacífica de conflictos.
  • Coordinar las tareas de clase, dar encargos para cuidar la clase, involucrar a la familia para participar en las tareas domésticas.
  •  Trabajar el lenguaje no sexista e implicar a las familias.
  • Visibilizar figuras de mujeres cercanas que puedan ser referentes para el alumnado.
  • Formación profesorado, protocolo con alumnado y profesorado sobre el tema.
  •  Movilizar al alumnado, buscar referentes cercanos, proyectos interdisciplinares y contar con apoyo externo de ONGs especializadas.
  • Impulsar la educación afectivo sexual y las nuevas masculinidades.

Por otro lado, el alumnado también tuvo su lugar de reflexión para poner en común sus necesidades a la hora de trabajar la coeducación.

Nuestro alumnado del IES Pablo Picasso se muestra muy contento con las experiencias de movilizaciones que hemos trabajado con InteRed. Por ejemplo, esta movilización contra la violencia de género del alumnado del IES Pablo Picasso. O esta otra que podéis ver más abajo, una movilización con performance en el Día internacional contra la violencia hacia las mujeres.

En este vídeo se muestra la movilización y se explica el proceso que se sigue.

 

Por otro lado, hay que poner atención también a las críticas. Nuestro alumnado reclama:

  • “Más variedad en charlas, no machacar con lo mismo.”
  • “Ir subiendo “de nivel”. No partir siempre de cero (y tener que escuchar el mismo tipo de talleres cada año.”
  • “Cambiar la metodología de los talleres, de charlas pasivas, a juegos de rol, por ejemplo.”
  • “Tener más voz y que se haga caso”

Yo me quedo con esto del encuentro: el trabajo tiene que partir de la escucha a nuestro alumnado. No podemos asumir lo que necesitan. Tenemos que preguntar. Ellas y ellos son el centro.

Gracias, InteRed, por hacer este encuentro posible.

Os dejo, por último algunas fotos del encuentro. Pinchad en la imagen para ver el álbum completo

Recopilación materiales coeducativos para usar en clases de inglés

alphabet class conceptual cube
Photo by Pixabay on Pexels.com

Como no se trata solo de trabajar la coeducación en torno a las efemérides, se me ha ocurrido ofreceros aquí una recopilación de los materiales que suelo usar en mi clase de inglés organizados por temática.
Espero que os sean de utilidad para trabajar a lo largo de todo el curso. La mayoría, están ya publicados en este blog. Algunos son propios, otros adaptados.
Os agradecería que me comentarais si os funcionan o si se pueden mejorar de alguna manera.
Para trabajar estereotipos de género:
  • Estos vídeos.
  • Esta foto (para debatir sobre los estereotipos de princesas).
  • Esta entrada sobre estereotipos y juguetes navideños, que incluye un vídeo muy divertido en inglés de Riley, una divertida niña que se queja de que las niñas tienen que comprar princesas y los niños superhéroes. ¡Y todas las cajas para niñas son rosa!
Para trabajar corresponsabilidad en las tareas domésticas:

Discriminación salarial:

Masculinidad:

  • Vídeo y preguntas de reflexión sobre la charla TED del actor Justin Baldoni, titulada “Why I’m done trying to be man enough.” 

Sobre modelos de belleza:

Materiales sobre violencia contra mujeres para trabajar en torno el 25 de noviembre:

  • Canción Pearl, de Katy Perry, sobre cómo se siente una mujer maltratada
  • Cortos
  • Actividad: Trabajar con eslóganes contra la violencia machista y decorar nuestras “Camisetas contra la violencia de género” (para llevar a la mani del 25 😉
  • Ciberactivismo. Animar a participar en campañas online, como esta.

Mutilación genital femenina

Sufragismo

  • Materiales sobre la película Ángeles de acero sobre el movimiento sufragista en EEUU.
  • Presentación de power point para presentar la película en clase y hablar de la historia. Cuestionario con frases para contestar verdadero o falso después del visionado. Tenéis más información (en inglés), muy útil para las clases de historia, aquí.

Visibilidad del trabajo de las mujeres/ mujeres destacadas:

  • Escribir biografías de mujeres destacadas para exponer en clase y debatir sobre ellas. Se les puede hacer propuestas concretas (Women in the English speaking world) o dejar libertad para elegir. Suelo recomendar usar Glogster (les dejo estas instrucciones)Ejemplos de Glogsters
  • Murales de mujeres del entorno, y exponerlos por los pasillos del centro para dar valor a todas esas mujeres que se dedican a cuidar la vida desde el cuidado de cada casa y familia. Uso esta ficha para trabajar en tutoría como introducción al tema. Se puede usar para hacerlo en la clase de inglés. Es esta ficha de trabajo.

Sobre el 8 marzo e igualdad entre hombres y mujeres:

  • Lectura en inglés sobre el origen del 8 de marzo
  • Vídeo de Emma Watson: “La igualdad de género también es problema de ustedes”, de la Campaña de la ONU HeforShe. Uno de mis imprescindibles.

Educación afectivo sexual

  • Material para bachillerato titulado ‘Sex education‘ con una lectura sobre consejos para la primera relación sexual y vídeo para reflexionar sobre el uso de la pornografía.

Mujeres y paz

Diez años de blog

Este curso se cumplen diez años desde que empecé a escribir este blog. Es un buen momento de parar, mirar atrás y hacer balance del camino recorrido.

Este blog surgió hace más de diez años como respuesta a la necesidad de algunas personas de Málaga dedicadas a la coeducación por entonces de tener un espacio para compartir ideas, información y recursos. En su comienzo fue un espacio compartido, pero ha terminado reflejando mi recorrido coeducativo personal, que ahora me dispongo a contar.

En el reciente I Congreso de Coeducación, las maestras Amparo Tomé y Marina Subirats compartieron su recorrido por la coeducación durante los últimos cuarenta años. Su relato me ha inspirado a pensar en mi camino en el feminismo y la coeducación. Es una manera de hacer balance y una oportunidad de agradecer a las muchas mujeres (y algunos hombres) que me he encontrado y de quienes tanto he aprendido.

Mi camino en el mundo de la coeducación comenzó en 2005, al poco tiempo de empezar a trabajar como docente, cuando me apunté a un curso que había organizado el CEP de Málaga al cuidado de Lola Valle: “Cambios sociales y de género”. Este curso pretendía responder a la demanda de información sobre los contenidos de la nueva asignatura Cambios sociales y nuevas relaciones de género que se había creado un poco antes, en el 2003, en Andalucía. Era el comienzo del I Plan de Igualdad entre hombres y mujeres en educación, que se aprobó en Andalucía ese año.

Enseguida me atrajo la idea. Llevaba implicada en el movimiento feminista desde la adolescencia, en la ya extinta “Asamblea de mujeres” de Málaga y como miembro de la Red de Mujeres de negro contra la guerra. Cómo llevar el feminismo al aula era, sin dudarlo, una prioridad para mí.

A raíz de este curso pude profundizar en todo lo que el feminismo había aportado al mundo de la educación, es decir, en la coeducación, y tuve la oportunidad de conocer a un maravilloso grupo de profesoras y profesores con quienes formé un grupo de Trabajo intercentro llamado  “Red de coeducación de secundaria”. Tengo mucho que agradecer a las compañeras y compañeros con quienes compartí estos años: Elena Serrano, María José Rubio, Lola Valle, Elena Picón, Auxi Jiménez, Ana Huertas, Rocío Castellano, Inmaculada Naranjo, Rafael Muñoz, Miguel Ángel Moya, Carmen Velasco… Y a Pilar Iglesias, gran maestra a quien tuve la oportunidad de conocer de mano de Elena Picón y que fue y es una fuente de inspiración.

Fue una gran experiencia que duró cinco años y que me permitió compartir y crear actividades y reflexionar sobre maneras de llevar la coeducación al aula. Además, hicimos cosas que en ese momento nos parecían tan grandes como el I Encuentro coeducativo de centros de secundaria de Málaga, que tuvo lugar en el Centro Cívico de Málaga (que hoy es La Térmica) el 30 de enero de 2008. En este encuentro, unos 250 chicos y chicas de secundaria de unos diez centros de Málaga capital y provincia tuvieron la oportunidad de compartir ideas y experiencias sobre coeducación.

En este grupo empezamos aprendiendo y debatiendo sobre el trabajo de las grandes promotoras de la coeducación en España, como Amparo Tomé, Marina Subirats o Mª José Urruzola, cuya Introducción a la filosofía educadora, es para mí “la biblia de la coeducación”. Sin embargo, los materiales para trabajar en clase no eran de tan fácil acceso. Sí que había algunos interesantísimos blogs, como La Naranja del Azahar o un blog de coeducación de la Consejería de educación de Asturias “Coeducación, Espacio para Educar en Igualdad”, ya extinto, del que aprendí mucho (desde aquí mi agradecimiento, a quien quiera que fuera quien publicaba). Pero todavía el feminismo no estaba de moda, no había una sección “mujeres” en los principales medios de comunicación, no existían todavía buenos portales especializados en coeducación. En general, teníamos la sensación de que había que emplear mucho tiempo en encontrar buenos recursos. Entonces fue cuando empezó el blog “Coeducando en secundaria”.

Había entonces mucho interés por parte de los Centros de profesorado de Andalucía por la coeducación. Incluso con el CEP de Málaga y otros CEPs de la provincia creamos una “Comunidad virtual de coeducación”, como el Claustro de Facebook, pero en pequeñito :).

Ese interés de las instituciones por ofrecer formación en coeducación, al menos en Andalucía, continuó durante varios años, pero ha ido decayendo y ya son casi inexistentes las propuestas interesantes de formación en coeducación desde el CEP (al menos el de Málaga). Menos mal que se ha compensado con esa gran fuerza del movimiento de profesorado coeducador, que con la guía de Marian Moreno y otras  ha creado “Clavico” y que ha llevado a cosas tan grandes como el I Congreso de Coeducación.

Cuando acabó disolviéndose el grupo de trabajo “Red de coeducación de secundaria”, busqué otros espacios de relación para compartir experiencias. Me uní entonces a la red Sofías, relaciones de mujeres en educación.

Las conocía a través de la profesora de la Universidad de Málaga Nieves Blanco, una de mis grandes maestras, a quien además tengo que agradecer haber dirigido mi trabajo de investigación de final del doctorado “Estudios de las mujeres y de género”. Esta investigación fue la base del trabajo por el que recibí una Mención especial en la IV Edición de los Premio Rosa Regás a materiales coeducativos.  Se trata de una investigación sobre la elaboración y puesta en práctica de unidad didáctica “Mujeres y cultura de paz” para la clase de inglés en secundaria. Os invito a leerla si os interesa el tema.

Entretanto, continué con el blog para compartir mis reflexiones sobre (co)educación y como altavoz para las actividades que hacíamos en mi centro educativo de entonces el IES Licinio de la Fuente (hoy el IES Ciudad de Coín), y ahora en mi centro actual, el IES Pablo Picasso, donde he sido coordinadora del Plan de Igualdad durante varios años y donde he tenido y tengo la suerte disfrutar de una red de profesoras coeducadoras a las que estoy enormemente agradecida.

Es curioso, escribiendo esto, el corrector me ha cambiado “coeducación” por “conducción” y me sonrío al pensar que en cierto modo tiene razón. Conducimos a nuestro alumnado, a compañeros y compañeras por un camino diferente, el camino del cambio vital que no tiene marcha atrás: la conciencia de ser hombre o mujer y el significado que tiene en nuestra sociedad.

Decía Carmen Ruiz Repullo en el I Congreso de coeducación que “el feminismo le cambió la vida”. Yo no diría que a mí me la ha cambiado. Prefiero pensar que me ha ido “conduciendo” por la vida que llevo, una vida de conciencia de ser mujer, de qué significa en la sociedad y de qué significa para mí.

Cuántas cosas he aprendido en este conducir y a cuántas mujeres (y a algunos hombres) tengo que agradecer. A mi profesor del instituto Rodríguez Moñino de Badajoz, Ricardo Sosa, que me invitó a participar en lo que el llamaba “Escuela de paz”, que organizaba en su tiempo libre y donde aprendí a ponerme “las gafas violeta”. Qué gran suerte la mía, poder tener un profesor que inspira y enseña a mirar de otra manera.  A mis compañeras de la Asamblea de Mujeres de Málaga (María, Mariceli, Águeda, Rosa, Cristina…) donde descubrí el significado de feminismo. A María, en concreto, por descubrirme a Alessandra Bocchetti y Lo que quiere una mujer.  A las Mujeres de Negro, por enseñarme el activismo pacifista. A Nieves Blanco, por darme la confianza para hablar desde mí en mis clases, para buscar el centro en la relación con mis alumnas y mis alumnos. A Marian Moreno, quien me inspiró para hacer actividades en el aula que implicaran también a las familias en la coeducación. A Patricia T. Cañada, mi compañera de viaje en el ciclo de doctorado, Estudios de las mujeres y de género, que tanto nos hizo pensar. A Elena Serrano, por acompañarme en tantos seminarios, jornadas y activismos varios. A María Macías y Ana Belén Cañamero, por estar siempre abiertas al debate y hacerme pensar. A mis compañeras coeducadoras del IES Pablo Picasso, que dan sentido al trabajo diario. A mis alumnos y alumnas, que me mueven y motivan.

Y ahora a mi hijo, que me empuja a seguir trabajando por una educación libre de estereotipos de género y me obliga a replantearme continuamente mis presupuestos: cuánto hay de biología y cuánto de cultura a la hora de modelar a varones y mujeres, la importancia de los referentes femeninos, también para los varones, o la reformulación del concepto de masculinidad.

Seguro que se me queda gente atrás. Gracias por acompañarme hasta aquí.

 

Año nuevo

Os deseo un muy feliz año nuevo lleno de alegrías, de placeres y de emociones felices.

¡Os deseo que las culpas queden obsoletas y nos queramos más cada día!

Culpas obsoletas

Un momento de soledad
de paz
y la tarde es mía.
Me puedo sentar a leer
sin sentirme culpable.
Sin pensar que debía salir
a comprar el líquido para desmanchar las alfombras
o bajar a jugar con la niña.

¿Cómo será, me pregunto,
no sentir incesantemente
que uno debería ocupar varios espacios al mismo tiempo?
No pensar, mientras se tumba uno con un libro,
que se debería estar haciendo otra cosa.
Asumir, como hacen los hombres,
la importancia del tiempo
que dedicamos al propio enriquecimiento.

Las mujeres
tenazmente sentimos
que le estamos robando tiempo a alguien.
Que quizás en ese preciso instante
se nos requiere
y no se cuenta con nosotras.
Precisamos
todo un entrenamiento
para no borrarnos, minimizarnos,
constantemente.

¡Ah! ¡Mujeres, compañeras mías!
¿Cuándo nos convenceremos
de que fue sabio el gesto
de extenderle a Adán
la manzana?

Gioconda Belli (Apogeo, 2002, Visor)